Envío GRATIS. Envío EXPRESS: 6,90€

Fresquito en casa con o sin piscina

Publicado por Samara Martínez Collaborator en

El verano se acerca con paso de gigante y, cuando menos te lo esperes, los helados se derretirán en un abrir y cerrar de ojos. ¿Qué podemos hacer para estar fresquito los meses de más calor? ¿Hace falta ir a la piscina para no achicharrarse bajo el sol? No te preocupes, aquí leerás los mejores trucos para pasar un verano la mar de a gusto vivas donde vivas. Busca tu tipo de casa ¡y te diremos qué puedes hacer!


CASA CON PISCINA

Sea privada o de la comunidad, tienes una suerte inmensa. Poder chapotear en una piscina es el sueño de cualquier peque en verano.


¿Qué puedes hacer? Disfrutar mucho y compartir con tus amigos y amigas ese pequeño oasis. ¡Pero cuidado! Estar en el agua fresquita a veces nos hace olvidar que el sol quema ¡y mucho! Recuerda darte protección al menos una hora antes de bañarte y repetir la acción durante el resto del día. Evita el sol del mediodía.


CASA CON JARDÍN pero SIN PISCINA

¡Hey, no temas! Tener el espacio suficiente es justo lo que necesitas.


¿Qué puedes hacer? Bien, aquí hay varias opciones. La primera es la menos económica pero la más satisfactoria. ¿De cuánto espacio dispones? Dependerá del espacio y de tu presupuesto instalar una piscina desmontable o hinchable. En el caso de que vayas a por todas y quieras un verano pasado por agua, siempre puedes instalar una piscina desmontable que adornará tu patio o tu jardín toooodo el verano. En el caso que quieras algo un poco más ligero, hay piscinas hinchables ideales para los más peques o para tomarse un respiro del sofocante calor sentandote en ellas como si fuese un pequeño gran charco de agua. ¡Además son muy fáciles de recoger!


Si nada que pueda llenarse de agua te convence, siempre puedes tirar de la manguera. ¡Hay mil maneras de disfrutar de las mangueras en verano! Puedes colgarla como una ducha y dejar que el agua caiga cuando quieras, ponerla en modo aspersor a ras de suelo para que refresque todo o en modo lluvia fina con el que conseguirás un arcoiris los días más soleados. Recuerda darte protección al menos una hora antes de tener contacto con el agua y repetir la acción durante el resto del día. Evita el sol del mediodía.



PISO CON TERRAZA

En las terrazas hay ciertas limitaciones: peso, vecinos… pero no está todo perdido.


¿Qué puedes hacer? Antes de plantearte comprar una mini piscina, has de saber que 1L de agua es 1Kg de peso, por lo que no es aconsejable que haya más de 120kg de peso por metro cuadrado en terrazas y azoteas, así que NI HABLAR. 


La manguera con efecto lluvia fina será tu mejor aliada por varias razones: para cuando las gotas lleguen a los vecinos de abajo, la mayoría se habrán evaporado y no molestarás, el consumo de agua será inferior al agua a chorro y puedes crear un ambiente fresquito en toda la terraza. Recuerda darte protección al menos una hora antes de tener contacto con el agua y repetir la acción durante el resto del día. Evita el sol del mediodía.



PISO SIN TERRAZA pero CON BALCÓN

Piscina ni pensarlo, en serio.


¿Qué puedes hacer? La manguera efecto lluvia sigue como opción, aunque tengas menos espacio. Si lo de la manguera te resulta imposible, ¿qué tal te suena un atomizador? El flush-flush de toda la vida. Rellénalo con agua fresca y vaporiza un poco por tu cuerpo cuando tengas calor. Recuerda darte protección al menos una hora antes de tener contacto con el agua y repetir la acción durante el resto del día. Evita el sol del mediodía.



PISO SIN TERRAZA NI BALCÓN

No desesperes, vas a poder pasar un verano fresquito igual.


¿Qué puedes hacer? Cuanto menos recursos, mayor es el ingenio. ¿Tienes un atomizador? ¿Y un ventilador? ¿Sí? ¡Pues estás de suerte! Atenúa la luz del cuarto con la persiana o las cortinas, entreabre la ventana si corre la brisa, ciérrala si solo entra fuego, colócate delante del ventilador, a una distancia prudente (no te vayas a resfriar) y pulsa el atomizador en dirección a este: las gotitas te las devolverá la brisa creada por el ventilador y ¡te refrescará de inmediato!


CUIDEMOS EL PLANETA

El consumo de agua debe ser responsable. Sabemos que tomas conciencia de ello y que cierras el grifo al fregar, al lavarte las manos y los dientes. Que cierras la ducha cuando te estás enjabonando y que tratas de malgastar lo menos posible.


Este verano, disfruta del agua tanto como puedas, pero no la malgastes. No llenes una piscina que no vas a usar, no dejes la manguera abierta si nadie disfruta de ella, no desperdicies ni una gota sola de agua.


Y tú, ¿ya sabes cómo vas a refrescarte este verano?

diversión vacaciones verano

← Publicación más antigua Publicación más reciente →



Dejar un comentario